¿Cómo están cambiando las monedas digitales el mundo de las finanzas?

Si miras el dinero digital, verás una tecnología que viene a cambiar el mundo y que permite a las personas o empresas transferir fondos de forma instantánea, segura y sin otros entes de por medio. 

El dinero digital tiene las posibilidades de incrementar el comercio internacional, respaldar la inclusión financiera y transformar la forma en que hacemos las compras, guardamos dinero y hacemos negocios de formas que probablemente aún no podamos comprender por completo. Por algo, alternativas como Expresscomp, que funciona como sistema de pago electrónico, son tan populares en la actualidad.

¿Cómo cambiarán las finanzas en el futuro?

Desde dinero programable hasta nuevas formas de eCommerce, aquí hay algunas formas en que la nueva tecnología cambiará el mundo.

  • Transferencias bancarias veloces y económicas. La forma en que los bancos mueven dinero hoy en día es demasiado antigua. Las transacciones bancarias internacionales pueden durar incluso una semana y los bancos corresponsales y las cámaras de compensación específicas de cada país participan en ambos extremos. Usando una moneda digital como bitcoin, las transferencias bancarias se pueden realizar de forma instantánea, económica y segura.
  • Monedas de reserva alternativas en economías inestables. La moneda digital aún está en su infancia y, por lo tanto, es mucho menos estable que las monedas fiduciarias maduras como el USD o el EUR. Pero en países como Venezuela, la inflación ha crecido un 128% desde principios de año. Allí, Bitcoin (moneda digital) es de alguna manera más estable que la moneda nacional.
  • Fortalecimiento del eCommerce. Parece que cada vez más personas compran en línea la mayor parte del tiempo. La criptomoneda brinda a las personas aun más razones para acostumbrarse a la conveniencia de las compras por Internet, ya que mitiga el riesgo de fraude tanto para proveedores como para compradores y alivia las preocupaciones de los consumidores con respecto a la seguridad de su información personal. También se espera que la criptomoneda facilite las compras en línea de manera más eficiente que la moneda fiduciaria, ya que no tiene que cumplir con las restricciones comerciales.

¿Son las criptomonedas el futuro?

Hay muchos problemas a los que se enfrentan actualmente las monedas virtuales: la fortuna digital puede ser borrada por una falla de la computadora o puede ser robada por un pirata informático. Pero estos problemas a los que se enfrentan las criptomonedas pueden superarse en el futuro a través de avances tecnológicos.

Hoy en día, las criptomonedas son aceptadas por un número pequeño de minoristas, el número está aumentando, pero todavía hay trabajo por hacer. Para que se utilicen ampliamente, primero deben ser aceptadas por los consumidores.

Para convertirse en parte del sistema financiero convencional, las criptomonedas deben cumplir con algunos criterios. Debería evitar los ataques de piratas informáticos; deben ser fáciles de entender; preservar el anonimato del usuario sin ser un conducto para la evasión fiscal, el lavado de dinero y otras malas actividades. Estos son criterios muy desafiantes de satisfacer, pero existe la posibilidad de que la criptomoneda en unos años pueda ser parte de nuestras vidas.